• lun. Jun 14th, 2021

Grupo Radiofónico y Medios

Noticias de Actualidad de México y el Mundo, GR Medios, Estrellas de la ANDA Radio APYT, Énfasis Comunicaciones

Llevan a la escena la historia de amistad entrañable entre una presa y una celadora

porMarco

Feb 11, 2020
  • ***Será el 13 de febrero cuando se estrene “Recuerdos robados
  • ***De la autoría de Elizabetha, se presenta una mirada objetiva, que no juzga a quienes se hallan privados de su libertad

El recuerdo es la herramienta que permite a una mujer sobrevivir en el infierno que supone estar encerrada en una cárcel, ella y su celadora son las protagonistas de la obra que escribe y dirige Elizabetha, quien indaga en la mente y en los sentimientos de estos seres que se sinceran, acompañan y proporcionan una ayuda mutua. Será el 13 de febrero cuando estrene en el Art House esta obra de teatro breve que propone una reflexión ante la condena fácil.

  “`Recuerdos robados´ –detalla Elizabetha–  pone en la mesa la forma en que juzgamos a un adicto, a un ladrón o un asesino. Sin pensar por  un instante en los motivos que los llevan a delinquir,  en sus instintos incontrolables, en el deseo de sentirse amados o vistos por la sociedad. Hasta que no profundizamos en los huecos emocionales y sus razones, no podemos resolvernos emocionalmente y como adultos”. Y es que en el ambiente más hostil y frío que caracteriza a una cárcel ocurre la historia de este par de mujeres: Rita es una celadora que cada jueves visita a Constanza, una mujer presa. Cada encuentro es un acercamiento a una historia que sacude y conmueve.

   En apenas 15 minutos, Elizabetha recrea este universo que ocurre en la una celda. La también directora no justifica el delito, hilvana en las razones del comportamiento de Constanza, la comprende, la incluye en sus amistades del alma, cree y confía en ella. “El recuerdo embellece lo que toca”, es la frase de la escritora mexicana Rosario Castellanos que tiene escrita en su celda. “Ella vive del recuerdo, con eso logra sobrellevar sus días sin libertad, no experimenta remordimientos, ni penas y tampoco se lamenta. Al final del día, un psicópata o  un adicto buscarán insertarse en la sociedad, ¿se puede o no volver a confiar en ellos?”, dice la dramaturga.  Y es que Constanza goza cada vez que cuenta con lujo de detalle cómo y por qué cometió cada uno de sus delitos, no sufre, aunque nadie la visite. Con los objetos queridos logra sentirse amada y reconocida.

   “Recuerdos robados” es un trabajo de los grupos Oveja negra y Mad Robot, que con este montaje buscan reafirmar cómo el recuerdo permite que no se pierda lo que nos pertenece.  Se experimentan de nuevo los momentos felices y las situaciones que nos dieron alegría y placer.

   Para recrear este tiempo de prisión, el par de actrices se encuentran dentro de una celda. Con la imaginación y con su cuerpo construyen  las imágenes de una historia que sacude por el nivel de emociones que maneja y es así como el espectador se convierte en uno más de los visitantes a esta cárcel. Carmen María Kuri, Nelly Lacayo,  Laura Elena Sada y Karina Ávalos conforman el elenco.

   “Recuerdos robados” cuenta con José Pablo D¨ Silva como asistente de dirección;  Carlos Ortiz, Vicente Ferrer y Elizabetha en la producción general y en el diseño de vestuario se encuentra Carlos Ortiz;

   “Recuerdos robados” tendrá temporada del 13 de febrero al 15 de marzo. Con funciones de jueves a sábado a las 20:00, 20:30,  21:00, 21:30, 22 y 22:30 horas; y domingos de 19 a 21:30 horas, una función cada 30 minutos, en Art House, ubicado en Antonio M. Anza, número 11, esquina Mérida, en la Roma Norte.  Costo: $85.